13 octubre 2006

Sex, licorcito and rock and roll

No me gusta el alcohol.
No es una cuestión moral, religiosa, física, de principios, ni nada por el estilo. Simplemente las bebidas alcohólicas me saben feas, amargas, fuertes.

Argentino extraño, me dijo una vez un australiano. Un argentino que no le gusta el vino, es muy extraño.
Y si, y es mucho más extraño si se vive en Australia.
(Por las dudas no le cuenten a nadie de esto hasta que me den la ciudadania).

Las obligadas reuniones sociales de trabajo son complicadas de sobrellevar, ya que sólo el alcohol actúa de lubricante social. Parado ahí con mi gaseosa, o con una cerveza que siempre esta al mismo nivel, mientras las rondas corren...

Por supuesto que podría estar viviendo en un lugar o época más complicada. Por ejemplo en el Lejano Oeste norteamericano. Me imagino después de tirotearme con bandoleros en la calle principal del pueblo, entrando a la cantina con cara de recio y pidiendo : "una chocolatada doble, bien cargada por favor!!"

Y es irónico ya que en mi infancia, en la mesa siempre había vino con soda. Poquito vino, mucha soda, pero vino con soda al fin.Y mucho más irónico sabiendo que mi viejo hacia cientos de litros de vino casero por año, que después almacenábamos en el sótano de casa, junto con conservas y chacinados caseros, y que en fiestas y asados se consumía a raudales. Y es muchísimo más irónico sabiendo que en el proceso de fabricación de ese vino patero, las "patas" solían ser mías.

Es cierto que lo mío no es extremo. Si la graduación alcohólica es baja y esta mezclada con líquidos dulces, me gusta. La sidra, los vinos espumantes frutales, los licores suaves, la "vineta" que hacia mi viejo y los tragos frutales con un toque de alcohol los consumo con gusto, aunque no tengo especial preferencia.

Por otra parte, Micaela con sus 10 años, todavía no tiene una idea muy clara de los efectos del alcohol. Pero tiene una muy fuerte asociación entre gente que se comporta en forma inadecuada o amenazante y el consumo de alcohol o de drogas. No entiende mucho todavía las diferencias entre una cosa y otra, pero afirma que el consumo de alcohol o de drogas produce efectos terribles en la gente.

El domingo pasado, después de un asadito que hice en el parque de casa, Patricia y Micaela fueron hasta la cocina a buscar los postres. Patri sirvió un pote con helado y lo roció con licor. Micaela, con actitud amenazante, la increpó:
- "Mamá, me podes decir que estás haciendo? "
- "Le estoy preparando un helado con licorcito de crema de chocolate a papá"-
respondió Patri
- "Y me podés explicar que tiene de divertido drogarse !!!!?????
"

6 Comments:

At 10/14/2006 07:25:00 a. m., Blogger mamadeneneylando dijo...

Que linda!!!

 
At 10/14/2006 07:26:00 a. m., Blogger mamadeneneylando dijo...

Tu familia es hermosa. Siempre te leo.

 
At 10/14/2006 08:01:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Como que no te tomas un copita de vino tinto ?
Justo la chupeteada que te gusta a vos (la azucarada) es de lo peor.
Ademas sabias que una copita por dia de vino tinto hace bien al corazon y es un muy buen antioxidante.

Lo que te estas perdiendo.......

Saludetes

PAula :)

 
At 10/15/2006 08:48:00 a. m., Blogger Sir Phantom dijo...

Ni te cuento aca en Inglaterra!

Hace casi 2 meses que no tomo nada. La gente se sorprende, insiste, hace chistes, se preocupa, etc... En fin no lo pueden creer.
Deje de tomar por propia decision y no hay mas vuelta que darle.

Muy buen comentario el de tu nena!

Nico

 
At 10/20/2006 11:03:00 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Hola William
Yo estoy en Inglaterra. Acá el alcohol es "la" razón del 99% de las reuniones sociales. Cuando mis colegas salen los viernes la idea es emborracharse. Es increíble escuchar y ver como los adultos de estos pagos cuentan sus anécdotas de lo que hicieron cuando se emborracharon, todos paran a escuchar con una sonrisa cómplice y luego lo festejan. Es como si adolescentes estuviesen hablando.
A pesar de que amo este país, éste es un aspecto de su cultura que rechazo.
Btw, yo no tomo porque no me gusta el sabor.
Todos tus nenes son muy "cute".
Virginia

 
At 10/21/2006 06:02:00 a. m., Anonymous Adriana dijo...

Hola Guillermo, soy Adriana, platense, viviendo en Santiago,Chile; yo tampoco tomo alcohol, no me gusta el sabor..de vez en cuando tomo un poquito de vino , si salimos a cenar con mi marido, pero la verdad es que me da tanto sueño, y tanta risa, que prefiero tomar agua mineral, auqnue no tenga mucho que ver con la onda de la cena. Aca en Santiago, y en todo Chile, supongo, abunda el pisco sour, y para mi es veneno en estado puro; lo toman como agua bendita, encima antes de las comidas..yo puedo quedar dormida arriba del plato.
Saludos.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home