03 enero 2007

La emigración, la gente y la plaza

Ayer comentaba que un presidente de Argentina constituyó un detonante para comenzar a pensar en la emigración. Pero lejos de lo que puede interpretarse de esto, no emigré por creer que los políticos son un desastre y que son los culpable de todos los males. Yo emigré, como decía en el post de ayer porque "un país capaz de producir un presidente de esta calidad" demuestra ser un país con una sociedad de la que no quiero ser parte. ( Vale aclarar que yo me incluía dentro de esa sociedad y probablemente tenga en mi interior las cosas que critico, pero la intención es no trasmitirlas a mis chicos )

Lo que digo es bien fuerte, pero siempre lo pensé y siempre lo dije así. El motivo por el que emigré es la gente, no los políticos. Los políticos son la excusa fácil. Pero ellos salen de la sociedad acarreando todo lo que la sociedad tiene de bueno y de malo. Nunca me quejé de un político en sí, me quejé de la gente que individualmente apreciaba, pero que en su conjunto lamentaba.

Y no estoy hablando sólo de la gente marginada y maltratada, que luego es comprada por un choripan. Hablo de toda la gente. Y para ilustrar mi punto puedo hablar de la plaza de mi barrio.


La última casa en la que vivímos en Argentina, se encontraba en un barrio tranquilo de Capital Federal, de clase media, casualmente a pocos metros de la casa del por entonces ministro de economía Roberto Lavagna. Esta casa estaba frente a una plaza muy bonita, con grandes árboles, juegos para los chicos, parque y área de picnic. Desde nuestra casa, durante los 4 años que vivimos ahí, disfrutamos de la hermosa vista verde que los arboles de 20 metros de altura proveían a todas las ventanas. Pero lo que creía iba a ser un gran valor agregado cuando la compré, terminó siendo un objeto de estudio para entender a la gente que me rodeaba.

Esta plaza era objeto de todo tipo de abusos. Sólo por mencionar algunos ejemplos puedo citar:

- Los vecinos soltaban a sus perros, los cuales defecaban por toda la plaza, y muy pocos dueños levantaban lo que les correspondían.

- Muchos de esos perros ensuciaban en el área de arena de los juegos de los chicos, produciendo una fuente de infección terrible, por lo que los chicos tenían prohibido tocar la arena.

- Algunos vecinos, para no tener que guardar la basura en sus casas, o para no sacarlas en sus propias veredas, la arrojaban en los cestos de basura de la plaza, los que no eran limpiados diariamente y por lo tanto rebalsaban, y luego los perros desparramaban la basura.

- Otro vecino decidió usar la plaza para festejar el cumpleaños del hijo, y para ello pinto las areas de cemento de la plaza con tableros y cosas necesarias para los juegos que había preparado para el cumpleaños, pintadas que quedaron ahí cuando el evento terminó.

- En una esquina de la plaza, los vecinos tiraban, sin ser vistos, la basura grande, que no sería recolectada por el servicio normal.

- Una vez vi un camionero, que después de un transporte, estacionó paralelo a la plaza (donde estaba prohibido) y barrió toda la basura de la caja del camión (plasticos, tergopol, cartones, etc) sobre la plaza. ( en este caso recuerdo que salí de casa y me lo enfrenté al grito de "Qué estás haciendo, roñoso?")

- Otra vez vi dos personas acarreando bolsas de basura de la construcción de una casa, y depositándola en la plaza. Cuando los increpé (eran los albañiles de la obra) me dijeron que el dueño de la casa les había ordenado que llevaran toda la basura ahí. (obviamente los obligué a llevarselas de nuevo)

- La gente que en las noches de calor iban a cenar a las mesitas de la plaza, y obviamente dejaban la basura ahí.

- Los adolecentes que jugaban al fútbol sobre el área de césped recién plantado y cercado.

- Los sujetos que rompían los juegos de los más chiquitos

- La plaza tenía un dispensador de bolsas para levantar la suciedad de los perros. Algunos vecinos se las llevaban para su uso doméstico.

- Los chicos que la usaban para su juegos de guerra y tiraban piedras a las ventanas de las casas ( la mía fue víctima 2 veces )

- Los drogadictos que se juntaban de noche a fumar en el refugio del jardinero.

- Y el vecino que fue secuestrado y robado mientras estaba dentro de su auto charlando, estacionado en un lateral de la plaza.

Imagino que también habría vecinos que tenían más respeto, pero en general no se notan. Y también estaba el vecino que plantaba arboles y los cuidaba a costa de su esfuerzo y su bolsillo.

Pero este comportamiento que yo observaba durante años en nuestra plaza, se repetía indefectiblemente en cada lugar y circunstancia que observaba. Y muchas veces este comportamiento es inconciente. Es sorprendente como si uno habla con cualquiera de todos estos sujetos ellos estarán creídos que son las personas más respetuosas y sociales del mundo.

Así es el argentino. Si hay un lugar común, ese lugar será depredado, desvastado y rapiñado en función de los intereses personales de cada uno, y muy rara vez se tomará conciencia o importará si se está afectando a los demás. Si esto pasa en algo concreto y simple como una plaza, luego no podemos quejarnos que lo mismo pase en algo menos concreto y más importante como una función pública.

Este comportamiento es descripto por un concepto que se llama "La tragedia de los comunes", que data desde Aristóteles, y que a veces es utilizado en economía ( Voy a pasar por este tema cuando retome esa linea de posts). Pero al argentino este concepto le queda muy chico, lamentablemente.

Ironicamente el otro día llamó una amiga de Patricia, y comentaba: "No sabes que linda que (el gobierno municipal) arregló la plaza de enfrente de tu casa. Está bárbara. Ahhh, pero ahora cerraron la plaza con rejas"....

En su mensaje supongo que intentaba transmitir que ahora todo iba a estar bien, que se había progresado de la situación anterior, la plaza iba a estar protegida...

La plaza va a estar protegida de la gente !!!!!


25 Comments:

At 1/04/2007 12:49:00 a. m., Blogger Maria dijo...

Leo lo que decis y me escucho a mi misma cuando me quejo de las mismas cosas: la gente va caminando y tira los papeles en la calle , ni hablar de los que pasean perros, pero como creo yo es un problema cultural, nos va a llevar años e l cambio!!!
Ya me cansé de decir en la calle: se te cayó ese papel, ahi tenés un cesto te miran como dieciendo la loca esta de ...., igual que cuando le decis algo de l perro , ahora la nueva modalidad para no juntar la basura que deja el perro es hacerles hacer sus necesidades en la calle, no en la vereda, acaso no es lo mismo!!!!! siempre estamos inventando chicanas y recursos para hacer las cosas MAL y zafar si hicieramos a la inversa estariamos mucho mejor....

 
At 1/04/2007 01:00:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Guillermo,
Qué claro que ilustrás lo que yo también sentí. Yo a diferencia tuya, emigré casi de casualidad, aunque nunca me gustó la sociedad argentina. Cuando vine a vivir a Inglaterra fue como encontrar mi propio hogar ya que me adapté a esta sociedad tan respetuosa desde el comienzo: aprendí a decir "please" y "thanks" para todo, a dejar a paso a los coches y a la gente, etc. No sólo me adapté sino que que malcrié ya que me quejo de cosas que ni notaba en Argentina y ahora tengo a mi esposo diciendome "qué te hacés la fina Argie". TAnto me malcrié, que fui de vacaciones a Italia hace un par de meses y no pude soportar a la gente en conjunto: la malaeducación, los grafittis en las esculturas, la basura en la calle, la falta de información en los servicios públicos, las ganas de estafarte, los malos modales, el hablar a los gritos, etc. Es que hace 3 años que me fui de Argentina y me olvidé de dónde vengo...
Virginia, Inglaterra

 
At 1/04/2007 01:09:00 a. m., Blogger Augusto dijo...

Definitivamente es un mal de todos nuestros países.

Al ver la clase de gobiernos que tienen nuestros países suramericanos, me ha hecho pensar mucho aquella frase que reza que los pueblos se dan la clase de gobierno que merecen, y sólo me queda asociarla a aquella otra que dice que "la culpa no es del ciego sino del que le da el garrote".

Saludos desde Venezuela

 
At 1/04/2007 01:58:00 a. m., Blogger Daniela dijo...

Guillermo, qué cierto eso qué dices!
Generalmente culpamos a nuestros gobernantes (en casi toda latinoamérica es igual), sin darnos cuenta que independientemente del gobierno de turno, muchos de los problemas se repiten, en mayor o menor grado.
Y es porque la gente es la misma! No cambian con los cambios de gobierno: los vicios, virtudes y defectos están allí, en cada uno de nosotros. Hasta que como individuos y como sociedad no cambiemos, los problemas se repetirán y agravaran indefinidamente.
Yo estoy por migrar de Venezuela en gran parte por lo mismo. Estoy cansada no solo de nuestros políticos y de la inseguridad y los problemas económicos, sino sobre todo, de la viveza criolla, y de cómo es una gracia ser más "vivo" que los demás, no respetar los derechos de las demás personas y aprovecharse siempre de la buena fé del contrario, para lograr provecho personal.

Un gran saludo, y un feliz 2007!!!

 
At 1/04/2007 02:53:00 a. m., Blogger Tereré dijo...

Y bueno Guillermo no me queda mas que sumarme a todo lo que va diciendo la gente. Te comento que Argentina no tiene la exclusividad de ese comportamiento. Aquí en Paraguay sucede exactamente igual y la mayoria lo considera normal. Es por eso que estoy en trámites para ir al Canadá, por todas esas razones que mencionas y mucho más. Ah, y el tema del presidente, pues hace poco tuvimos aqui elecciones municipales. Aparte que el ausentismo fue abrumador, terminaron ganando en casi todos los municipios, los mismos de siempre. Ni te cuento lo que son las generales. Es asi como decis, si esta sociedad no es capaz de elegir a gente que vale la pena, ni siquiera es capaz de ir a votar, entonces me resisto a formar parte de ella.

Saludos y mirá que no sos el único que está en este barco.

Nelson

 
At 1/04/2007 04:17:00 a. m., Blogger Saccopharynx dijo...

Totalmente de acuerdo con Guillermo porque todos esos comportamientos de la gente se pueden transladar a la mayoría de los ámbitos y mientras las personas no se eduquen correctamente no hay presidente que cambie el país por más bueno que sea. Antes de Navidad estuve en Inglaterra. Cuando dije que soy argentino y la razón por la que estaba ahí (la cual está al margen de todo esto), de muy buena voluntad y de una forma treméndamente educada me daban la bienvenida a su país. Cómo creen ustedes que la mayoría de los argentinos recibirían a un inglés en Argentina?

Todos sabemos la respuesta...

También muy de acuerdo con Virginia. Estuve en Italia en Agosto y doy fe de lo que dice. Actualmente vivo en España y lamentablemente es un país que no se escapa demasiado de lo que es Argentina.

Aquí solo estoy por cuestiones laborales, pero honestamente me estoy replanteando dejar de lado el trabajo para ir a Inglaterra y aprender Inglés de una forma más rápida y eficiente que aquí, para de esa manera acelerar los trámites para lograr llegar a Australia lo antes posible.

 
At 1/04/2007 07:53:00 a. m., Blogger Guillermo dijo...

Guillermo... Todo lo que tenía pensado comentar ya se dijo, así que no voy a ser repetitivo. Tenemos cosas jodidas que sólo se arreglan con educación. Y la educación me parece es lo de menos. Así que jodido que se arregle. Por otro lado se me ocurría pensar sobre las cosas que me empujaron a mí. Y yo creo que fué la violencia. Nunca me banqué la violencia cotidiana en Buenos Aires. Desde la contaminación sonora (bocinazos, gritos, frenos, etc.), la manera violenta y agresiva de manejar (especialmente de los taxistas) y, desde 2001 en adelante una cada vez más creciente violencia física en la calle (golpes, codazos, empujones que siempre existieron pero que he visto se han agravado en ese tiempo) Aún así, hay mucha gente que vive feliz con todo eso. Allá ellos, yo estoy feliz en mi nuevo mundo de violencia y suciedad ultra minimizadas.

Un abrazo.

 
At 1/04/2007 10:56:00 a. m., Anonymous Daniel Salcedo dijo...

Que pesar que sea un mal que aqueja a Latinoamérica.

Aquí en Colombia no somos la excepción, que rabia me da cuando voy en el auto y veo que de la ventanilla de un bus sale volando un vaso.... pero buehh al menos a ustedes los miran mal solamente porque aquí la situación es tan complicada que recomendarle a alguien un cesto de basura es buscar en muchos casos la muerte.....

 
At 1/04/2007 07:29:00 p. m., Blogger Mirle (Lady from Vzla in Mel) dijo...

Uyyy Guillermo, pues si es cuestion de la gente! en Vzla lamentablemente, ese era el pan nuestro de cada dia... pero a un buen grupo de vzlnos definitivamente no les gusta ese comportamiento lo malo es que el resto es mayoria ja ja. Y ni modo como no me gustaba la anarquia estoy aqui contenta con lo que vivo. Sin embargo algunas veces (pocas) he visto comportamientos no muy encomiables pero son tan aislados que ni vale la pena mencionarlos.

Saludos,
Mirlene

 
At 1/04/2007 09:28:00 p. m., Blogger Chauca dijo...

Hola Guillermo,

Bueno, Gobierno<->Pueblo, ambos son igual de culpables, a mi parecer. Pero por que?, Algo que me dijo un economista, haciendo referencia a los Suizos, yo voy a usar al Australiano:

"Lleva un Australiano a Latinoamerica y a la semana se comportara como un latinoamericano". (el original: Lleva a un Suizo a Venezuela y a la semana estara manejando por el ombrillo) El ombrillo es la zona de seguridad para los carros accidentados (donde esta prohibido conducir).

En Australia lo que limita al Australiano a no tener el mismo comportamiento del Argentino, Colombiano, Peruano, Venezolano, etc., etc. es que el gobierno impone penalidades que se llevan a cabo y no puedes pasarle dinero al policia para librarte de ello. Si no porque recolectan tanto dinero de las multas por viajar sin Metcard validad en el transporte publico.

Aunque suene duro el ser humano (de la nacionalidad que sea) necesita de un policia atras que lo haga cumplir la ley. Un muestreo interesante seria quitar los anuncios de camaras en las vias, Cuanto crees que se recolectaria por multas por exceso de velocidad y cuantos a habrian perdido su licencia de conducir.

Feliz Anio Nuevo,

Pedro

 
At 1/04/2007 09:34:00 p. m., Blogger Veris dijo...

Uf, este post si que refleja mi mente!!!
Vez pasada iba caminando con mi viejo y pase por una plaza y le dije que estaba re linda, pero con rejas?!?!?!?!?! patetico.
99,9% de acuerdo con Virginia.... porque en Italia vi los graffitis pero no tanta mugre....
Una vez alguien me dijo que uno se acostumbra rapido a lo bueno, pero en realidad lo "bueno" que nos asombra de nuestros paises adoptivos, es lo que en realidad, deberia ser siempre en todas partes.
Adhiero a Maria tambien. La ultima vez que estuve en Bs As no me banque estar rodeada de argentinos. Te juro. Ese afan de cagar al otro en lo mas minimo me jode muchisimo. No creo que pudiese volver a vivir alla, no me gusta escuchar a las parejas en el colectivo diciendose "boludo/a", tirando las latas por la ventanilla, destruyendo todo lo que esta a su alrededor.
Siempre pienso que si tuviese que volver a Argentina, quizas seria a alguna provincia, pero definitivamente no Bs As. Y ojo, yo amo a Bs As, porque vengo de ahi, pero no soporto su gente.

 
At 1/04/2007 09:41:00 p. m., Blogger Guillermo dijo...

Veris: me dejaste pensando... amar y no soportar al mismo tiempo...

Si hay mucho de eso, una relacion de amor-odio muy compleja...

 
At 1/05/2007 04:28:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo con Pedro, la gente es más buena en los países desarrollados porque como diría el Pocho, "el hombre es bueno, pero es mejor si se lo vigila". La disciplina en los países del llamado primer mundo se hizo a la fuerza de educación pero también multas y consecuencias varias.

Curiosamente, en este artículo y los subsecuentes mensajes se sigue repitiendo ese vicio argentino de echar la culpa al otro. ¿Todos los que escriben acá eran conductor ejemplares, cada vez que veían a un peatón en la esquina les cedían el paso y sólo avanzaban si no había otros transeuntes? ¿Pagaron todas sus multas sin chistar y sin haber primero intentar sobornar al policía? ¿Pagaban sus impuestos sin haber evadido un centavo? En en plano político, ¿votaron a la persona más ética, o a la que convenía a sus intereses? (por ejemplo, Menem 1995 para que el crédito que habían sacado para viajar a Disneyland "no se les fuera al carajo") ¿Presentaron alguna vez una propuesta para mejorar el estado de cosas (llámase barrio o lo que sea), o, mejor aún, como candidatos en alguna elección?

Tengo la sospecha de que el mundo no está poblado de argentinos prohombres, muy diferentes a los compatriotas que éstos critican desde afuera.

 
At 1/05/2007 07:35:00 a. m., Blogger Guillermo dijo...

No pretendo excluirme del problema, y lo digo expresamente al comienzo de mi post.

Es totalmente cierto que un sistema te precondiciona de cierta manera para poder sobrevivir.

Muchos argentinos juntos son un problema, y yo soy argentino.

Asi que intente tomar la mejor decision para solucionar el problema en mi, y que fue aislarme del sistema...

 
At 1/05/2007 10:37:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Concuerdo con el ultimo anonimo.
No me gustan los argentinos que dicen que la culpa es de los argentinos que se quedaron y que los argentinos que se fueron son todos perfectitos.

No hay justicia en Arg y de eso la gente no tiene la culpa. Hicieron 40 cacerolazos para que se vayan 5 tipos de la corte y permanecieron igual.

La gente hace lo que puede y la desazon, la falta de justicia y los pocos resultados ante los esfuerzos provocan problemas y cambian los principios de la gente.

Cuantos politicos hay en prision ? Cuanto se robaron ?

Y queres que la gente sea un ejemplo ?

Cuando pagas los impuestos y ves una retribucion, los pagas con gusto pero cuando uno tiene miedo o sabes que sos un gil, no cumplis como uno debiese o quisiese.

Preguntale al tipo que iba con la familia en navidad y le partieron el cartel en la cabeza tipo jabalina que hizo de mal. Y si lo pisaba y lo mataba iba preso.

Pero es muy facil generalizar y hablar desde afuera.

Uno que esta afuera

 
At 1/05/2007 09:18:00 p. m., Blogger Guillermo dijo...

Yo creo, que todos los argentinos, los de adentro y los de afuera son parte del problema en mas o en menos grado.

Mi critica no cambio por haber cambiado de pais. Mas aun, se hizo mucho mas respetuosa que antes, ya que ahora no estoy en el terreno y no considero tener algunos derechos que antes tenia.

Pero todos los argentinos tenemos responsabilidad por el pais que tenemos. Aunque hay quienes tienen mas responsabilidad que otros. Yo nunca me considere estar en el nivel promedio de agresion, falta de respeto y corrupcion domestica de la sociedad. Por eso no lo resisti.

De cualquier manera hice lo que crei mejor para Argentina, y que estaba a mi alcance: disminui la cantidad de argentinos viviendo en Argentina...

 
At 1/06/2007 01:34:00 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Disminui la cantidad de argentinos viviendo en Argentina ..........

Pero de esa forma no logramos disminuir la cantidad de argentinos perfectos en el exterior que hablan sobre los altares en el extranjero !!!

Que pensara tu familia que dejaste en Argentina ? Te leera ? O le dira a la gente....no yo no leo lo que mi hijo escribe. No me gusta Internet.

 
At 1/06/2007 03:04:00 p. m., Blogger Guillermo dijo...

Ultimo anónimo: evidentemente no has leido mucho de mi blog. Yo no tomo posiciones fuertes absolutistas en todo a favor de un pais y en contra de otro. No soy nacionalista ni de un lado ni del otro, y no me siento condicionado por el artificial concepto de frontera.

Yo digo lo que pienso y siento genuinamente, intentando ser respetuoso y lo mas justo posible, pero no por eso superficial, y actuando en consecuencia de mis creencias. Siempre fue asi, antes y despues.

Tampoco entendiste bien lo que escribi. "Disminui la cantidad de argentinos viviendo en argentina", constituye una autocritica

Algunas cosas no gustan a los que residen en Argentina, algunas cosas no gustan a los que residen en Australia. Esta bien asi, todos somos distintos, todos pensamos distinto. No soy un demagogo, no voy a decir los que los demas quieren escuchar. Todo lo que escribo intenta ser constructivo, jamas gastaría una palabra que no tuviera ese destino, queda en la capacidad del lector entenderlo.

Algunas veces la critica y la autocritica es solo en sentido humoristico (como cuestiones de la moda, etc), y otras veces es mas seria (como en este post).

El argentino que emigra no es un argentino perfecto, es un argentino que tomo una decisión muy importante en general basada en un análisis profundo de su propio país, de su gente y del futuro. El argentino que emigra no es perfecto, es distinto. El que emigra vio algo y entendio algo que lo motivo a hacer un cambio drastico, tomando grandes riesgos y sacrificando muchas cosas. El argentino que emigra no es perfecto, es un alma semi-partida que piensa mucho mas seriamente y mas profundamente en Argentina de los que estan insertos en el dia a dia de Argentina. Por todo eso, en general el argentino que emigra tiene mas para decir y mucho mas objetivamente.

Y para que te saques la duda de mi familia, te invito a hablar con ella.

Saludos.

 
At 1/07/2007 09:45:00 p. m., Blogger Melina dijo...

Che, todo lo que contas sobre esa plaza es horriblemente parecido a lo que pasa en una cerca de mi casa... en plena Inglaterra. Y despues me preguntan por que me quiero ir a Australia...

 
At 1/07/2007 09:47:00 p. m., Blogger Melina dijo...

A Virginia le tengo que decir... no debemos vivir en la misma Inglaterra... Decime donde estas y me mudo para alla!

 
At 1/10/2007 12:37:00 a. m., Blogger Gigi & Marce dijo...

Guillermo,
Realmente me tranquiliza algo leer exactamente las mismas cosas que hemos venido evaluando con mi pareja en esos últimos años. Ya ser gay en latinoamérica es todo un tema, y el asunto de "gay-friendly" es sólo un tema turístico, salvo que pertenezcas al mundo del espectáculo y quede bien y te favorezca ser gay. Nosotras hemos tenido suerte en nuestras vidas pero no es lo de todo el mundo aqui. Y lo que mencionas respecto a la poquísima preocupación del argentino respecto al cuidado de espacios comunes, a la planificación, el respeto por el otro, es algo que nos duele profundamente todos los días.
Nosotras tenemos ya 40 años y estamos comenzando con los papeles para emigrar a Nueva Zelanda si fuera posible, porque Australia es algo más difícil.
Y si es cierto lo de la relación amor-odio con este país y su gente. Pero creo que todos los que lo comentamos en este blog o aqui mismo en BsAs no lo hacemos por pura crítica: no sólo nos hemos quedado quejándonos, hemos tratado de combatir esto y de cambiar las cosas, pero los años pasan y tenemos derecho a una vida más ordenada y tranquila, con posibilidad de proyectar un futuro mejor.
Saludos desde Buenos Aires!!

 
At 8/16/2007 03:58:00 a. m., Anonymous Nicolas dijo...

Hola, que tal, llevo mucho tiempo leyendo tu blog y es la primera vez que posteo.

Me llamo Nicolas y soy de Peru, al respecto te puedo decir que socialmente cojeamos del mismo pie.

Para resumir lo que pienso al respecto, les contare una historia de un pescador.

Habia un pescador en la playa, caminando con dos cestos llenos de cangrejos, un cesto en cada mano, pero uno de ellos estaba abierto y el otro estaba tapado.

Es entonces que se encuentra con otra persona, que al ver esto le pregunta : "Oigame , por qué tiene un cesto abierto y el otro tapado? no ve que los cangrejos se pueden escapar?" Y el pescador le dijo : "No Señor, en el cesto cerrado llevo cangrejos alemanes, si lo destapo, ellos se van a ayudar y acabaran escapando todos, en el cesto abierto llevo cangrejos peruanos, cuando uno quiera escapar, los demas lo trataran de hundir, asi que no me preocupo"

Creo que esto resume mas o menos la situacion, la actitud de la gente de no empujar el coche para salir adelante y siempre esperar a que se aparezca "Papa Gobierno" que nos saque de nuestra probreza, cuando en gran parte depende de nosotros mismos, de salir del cesto ayudandonos.

 
At 8/27/2007 04:16:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Te entiendo perfectamente, y comparto lo que dices.
Hace unos 20-25 años en España ocurria exactamente eso e incluso cosas peores. Con la democrácia llego el acceso masivo a la educación universitaria, y con ella empezamos a ser mas "europeos". Parecia o al menos a mi me lo parecia, que empezabamos a sacar la cabeza del estercolero. Parecia que la sociedad poco a poco se estaba volviendo más cívica. Entonces llegó la inmigración. Quien llegaba de fuera no queria adoptar las costumbres del país, ni tan siquiera queria simultanear las suyas y las nuestras. Lo unico que buscaban era vivir mejor manteniendo sus costumbres...La plaza volvio a estar sucia...

Me quiero ir de aquí.

Emi-Madrid

 
At 10/05/2007 03:18:00 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

excelente post. asi es la sociedad argentina, asi somos los argentinos. es algo lamentable, pero en los pueblos o ciudades mas pequeñas hay al menos alguna esperanza, sera porque al no tener la proteccion del anonimato la gente se comporta un poco mejor.
buenos aires esta terrible... imposible vivir, te felicito por la desicion.
Luis

 
At 4/30/2012 07:14:00 a. m., Blogger omar paredes dijo...

Sigo tu blog aproximadamente desde este post, año 2006 o 2007, yo personalmente sigo pensando que las cosas no van a catmbiar, los adultos no van a cambiar, las costumbres, los malos hábitos van a seguir, yo lo que creo es que todo va a cambiar con la nueva generación. educar a nuestros jovenes, niños, que comprendan el respeto a los demás, las buenas costumbres, y todo eso se basa en la educación, educación que va a depender de los maestros, de los padres, solo así se va lograr cambiar esta sociedad por una sociedad de respeto.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home