25 septiembre 2007

Empezando por el final

El día que volví de mi viaje a Argentina, llegue justo para ir a ver el partido de fútbol amistoso entre Argentina y Australia. Ese paso final de mi viaje representó muy bien el conflicto.

¿Qué? ¿Qué de que conflicto estoy hablando?

Bueno, yo me fui de mi país porque no toleraba más vivir ahí a pesar de que no me faltaba nada, en lo económico, familiar o personal. Y además estoy orgulloso de mi argentinidad.

¿Estas orgulloso de tu argentinidad y no tolerabas vivir en Argentina? Mmm, si. Ahí hay un conflicto...

Ese mismo conflicto se presentó durante mi viaje.
Y se selló en la tribuna del partido de fútbol en Melbourne.

Lo que pasó el día del partido fue lo siguiente:
En el estadio había más de 70000 personas. Mi familia, algunos amigos, y yo estábamos en un grupete de gente, algunas pocas cientas de personas, que vestía los colores argentinos. El alcohol corría como agua en el estadio, pero a los australianos se los veía bien. Aún con alcohol en la cancha no se veían disturbios, ni nadie que molestara a alguien más... excepto en la tribuna argentina...

En la tribuna argentina, a metros de donde yo estaba con mis chicos, hubo un incidente. Aparentemente alguna gente ocupó los asientos que no les correspondía, y cuando la persona que debía ocupar el asiento le avisó al guardia de seguridad que no se lo cedían, esta persona de seguridad ( que por supuesto hablaba español) fue a intentar resolver el asunto. No pudo al principio retirar a quién estaba ocupando el lugar equivocado. Seguidamente alguien de más arriba le gritó al de seguridad: "Gordo Puto !!!", y un grupo bien grande le comenzó a cantar: "El gordo se la come, la la la la!!! El gordo se la come, la la la la !!!". Finalmente el gordo de seguridad se calentó, y se llevó al desubicado a la rastra.

Ni hablar que los argentinos eran los únicos que se paraban para ver el partido, obligando a todo el mundo atrás a pararse, y tapando toda la visión de los más chicos.

La consigna estaba clara: romper las reglas perjudicando a los demás, ausencia total de conciencia y respeto por el otro, y festejo de lo incorrecto.

Yo me sentí realmente incómodo con la actitud de esta gente, mis compatriotas. ( Ingenuamente yo creía que el argentino inmigrante hacia Australia era distinto, asociando inconscientemente la inmigración con buscar cambiar valores y comportamiento. Pero ciertamente hay inmigrantes por todas las razones y de todos los calibres. )

Y ahí estaba yo, con mis hijos y mi mujer, gritando por Argentina y deleitado por la habilidad de los argentinos en la cancha, y avergonzado y preocupado por una buena parte de los argentinos en la tribuna.

Lo mismo se repitió en todo mi proceso de decisión emigratoria.
Lo mismo se repitió en mi viaje a Argentina.

¿Entonces de que argentinidad estas orgulloso?
De esa que yo idealizo, esa que brilla, y a la que tengo el ingenuo afán de acercarme.
Esa que busco y encuentro en gente que quiero o que admiro, porque yo los elijo, pero que ni cerca representa la población.
Ciertamente mi concepto de argentinidad difiere cada vez más de la que se encuentra en las calles en Argentina.

20 Comments:

At 9/25/2007 10:24:00 p. m., Blogger Saccopharynx dijo...

EXACTO y 100% de acuerdo. Que pena que cuando vaya a Australia encontraré más de esa gente. Tal cual lo describiste, esa es la conducta y la mentalidad de la mayoría de la sociedad Argentina. Y te faltó decir algo: La mayoría de todos esos que gritaban que el gordo se la comía, después habrán dicho: "nosotros copamos en todas partes.....", sintiéndose agrandados y orgullosos de ese hecho....Patético, lamentable. Una pena. (Y OJO!!! que hablo con conocimiento de causa como argentino que soy)

 
At 9/25/2007 11:35:00 p. m., Blogger Gabriel dijo...

Coincido con vos, Guillermo. A mí me pasó lo mismo cuando llevé a mi hijo Santiago y su equipo de futbol a ver Canada-Argentina sub20 en Toronto.

Si bien a todos les pareció simpático que la gente se parara, saltara y cantara todo el partido (de hecho los fanáticos de Toronto copiaron esa conducta y hoy son famosos por ellos), hubo por supuesto conductas que me hicieron acordar de 'aquella' Argentina y de 'aquellos' Argentinos. Algunas cosas de nuestra gente me dieron vergüenza.

Por ejemplo, se la pasaron puteando a los jugadores canadienses... y a Canadá. Pero cómo, no viven acá ustedes? Cómo van a putear al país que los recibió después de haberse ido del suyo, por la razón que sea? Y todo por un partido de futbol? Amistoso? Sub-20????

Pero lo peor fue lo que les escuché cantar más de una vez: "el que no salta es un inglés". Ignorancia en su más puro estado.

'Mis' pibes, y sus padres, mientras tanto, chochos, porque nunca habían visto cosa igual, y porque yo no les traduje nada. Pero todos se aprendieron el gesto con la mano de cuando le cantás 'hijo de p...' al referí, y había que ver cómo se reían cuando yo lo hacía desde el banco en nuestros partidos!

Te dejo lo único que me causó gracia de todo el exabrupto argentino de ese día: había un morochito (seguramente antillano) con un megáfono, que iniciaba canciones para hinchar por los equipos. Hacía un rato para Canadá, un rato para Argentina. Una delicia el tipo. Promediando el segundo tiempo, un coterráneo se cansó y le pegó el grito de punta a punta del estadio: "pero por qué no te sacás la papa de la boca, negro pelot..." Debo confesar que me reí muy a mi pesar...

Perdón por la extensión del comentario, ando con problemas de síntesis! :0)

 
At 9/25/2007 11:47:00 p. m., Blogger Nata dijo...

Guille, pasa que la mayoria de los argentinos que se mudan al exterior creen que van a poder hacer lo que se le de la gana sin que nadie les ponga los límites y por eso se calientan cuando otro les marca lo que no deben hacer y castiga si no obedecen. Lamentable pero real.

 
At 9/26/2007 12:12:00 a. m., Anonymous Julio dijo...

Hola Guillermo, soy peruano y estoy completamente de acuerdo con tus comentarios.
Justo la semana pasada asistiendo a una conferencia sobre Responsabilidad Social, el conferencista indió algo que me dejó pensando ... lanzo una pregunta a todos los asistentes: ¿Qué nos llena de orgullo a los peruanos y que nos averguenza? Pues en verdad que para algunos debe ser dificil responderla, ya que independientemente de todo lo malo que pueda tener un país hay personas que lo toleran, conviven con ello y ya se hicieron al dolor de no poder hacer nada al respecto. La respuesta fue, lo que nos llena de orgullo es todo lo que heredamos y lo que nos averguenza es todo lo que depende de nosotros. Y si, es 100% cierta esa afirmación, antes de tomar la decisión de migrar pensé mucho en la posibilidad de que algún día el país y su gente cambie, pero rápidamente me di cuenta que es practicamente imposible. Tener un país grande en valores, depende de cada uno y hasta esos límites es complicado ingresar.
Y bueno como conclusión ... Responsabilidad Social, palabras que suenan mucho últimamente, que hacen que las empresas sean vistas de diferente manera si es que profesan que la siguen; pero que al final depende de cada una de las personas y como es que estas aportan a la sociedad.
Muy en el fondo, talves aun guarde la esperanza de ver un Peru diferente, pero cada día que pasa es una batalla en contra, convirtiendo la esperanza en utopía.
Hasta la próxima.
Julio.

 
At 9/26/2007 03:36:00 a. m., Blogger Rodolfo Arpia dijo...

Que buen post! Esto a veces es difícil de explicar pero lo hiciste perfectamente!

Te saludo desde Los Angeles, CA. Vivo hace 9 años acá pero soy Sampedrino. Me dedico a la fotografía y me especializo en bodas. Hace poco decidí también empezar un blog en Español porque solo tenía una en Inglés y también estoy comenzando un foro de fotografía en Español para los que quieran aprender.
En fin, en este post pueden enterarse un poquito de mi historia aquí y como me convertí en fotógrafo de bodas: http://tinyurl.com/3b7oe3

Blog: http://fotografodebodas.blogspot.com/
Foro: http://www.forodefotografos.com
Website: http://www.arpiaphoto.com

Gracias y te voy a seguir leyendo!

 
At 9/26/2007 03:38:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Si vienes a Venezuela veras cosas insolitas como esta. Iba en mi carro por una de las principales autopistas de la capital y cual sería mi sorpresa cuando unos motorizados venian en sentido contrario por el hombrillo de mi canal. Es ahi donde miento todas las madres por la marginalidad mental. En el trabajo discutimos estos temas y la conclusion no es alentadora para nada. Es cultural y tardará mucho desmontarla, en el caso de que se inicie tal proceso, pero ak ni señales, al contrario cada dia es peor el asunto. Saludos
Douglas

 
At 9/26/2007 08:02:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

entiendo que esas costumbres argentinas te desanimen. tambien coincido con vos, si es verdad que existen (en special en USA) y si te fijas bien, se notan mas cuando hay un "grupo de argentinos" no tanto en el dia a dia, mas bien en un festejo, reunion social, futbol... cuando vivis en el exterior te das cuenta que hay muchas cosas que los argentinos no hacemos o hacemos mal. solo hay que rescatar lo bueno, y enseñar a nuestros hijos lo positivo del heritage.
Saludos,
Veronica (Chicago)

 
At 9/26/2007 10:10:00 a. m., Blogger Raul M. dijo...

Como venezolano y latinoamericano, no puedo estar mas de acuerdo con los comentarios emitidos por tí y por los visitantes en sus opiniones. De esas y muchas cosas más es que me cansé de Venezuela y por lo que decidí emigrar. Y reafirmo lo dicho que esto, al ser un problema de cultura, va a necesitar mas que un cambio de gobierno y muchísimos años de educación a todos los niveles, para simplemente empezar a creer que las cosas pueden mejorar. Un saludo a ti y tu hermosa familia. Blue Skies.

 
At 9/26/2007 11:44:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Pues yo te puedo contar una experiencia diferente con los partidos de la sub-20 en Ottawa.
Cosa que no hace mas que comprobar que las "generalizaciones" son salvajes y odiosas. Reconozco que algo del conjunto se filtra, pero me cuesta todavia identificar que es.
El unico dia que hubo disturbios hacia el final del partido fue en el de Argentina-Chile y la mala conducta en ese caso vino por el lado de los chilenos.(creo que hasta la presidenta de Chile intervino)
Tambien te puedo contar que corria alcohol(cerveza) y vi como sacaron a uno muuuuy borracho (colombiano).
No se, me imagino a un ingles sintiendo tambien verguenza ajena por los Hooligans ( o como se escriba) o a un canadiense cuando hace creo ya 4/5 años durante la visita de Evanescence (creo que eran ellos)algunos muchachitos quemaron autos y cometieron algunos actos de vandalismo en Montreal.
Yo creo, nuevamente, que tiene que ver con el control que ejercen algunas sociedades sobre la libertades de la gente. Por ese motivo muchos extranjeros en paises en donde las cosas son mas laxas, se descontrolan de una forma que jamas harian en sus paises de origen porque saben que el sistema los castiga cuando se salen de la linea.
Se me hace que por ahi hay que analizar la cosa, con lo que pasa cuando nos juntamos y andamos en banda.
Pero no creo que sea algo propio del ser argentino, sino mas bien, del ser humano (con todas sus miserias y grandezas incluidas)
No se, todavia no me cierra mucho el tema de generalizar.

Saludetes

Paula

 
At 9/26/2007 12:13:00 p. m., Anonymous Cesar dijo...

Guillermo, eso pasa en todo lado , te imaginarás como es cuando en algunos casos te tildan de ser de x manera porque perteneces a un pais donde desafortunadamente algunos de tus compatriotas rompen la ley y creen que los demás son como ellos, eso es lo que diariamente vivimos los colombianos en el exterior.

 
At 9/26/2007 06:20:00 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Guillermo:

coincido contigo en lo que afirmás. Y precisamente, por estos días comencé a leer un libro que te recomiendo: Advance Australia... where? How we've changed why we've changed and what will happen next, escrito por Hugh Mackay, un conocido sicólogo e investigador social australiano. Y te recomiendo ese libro porque creo que las comparaciones con Argentina, desde que comienzas su primera página, no se dejan esperar...

Mackay abre su libro con el análisis de una "métafora de proyecto nacional" (que para él está dada en la figura de la "renovación" -esa obsesión por "renovar" la casa que les ha agarrado a los australianos últimamente y de allí lo extiende a un “vuelta hacia adentro” o si querés hacia una agravación de la “insularidad” australiana-). A partir de ahí comienza a desarrollar algunas ideas muy interesantes. Lo que me llevó a preguntarme: y cuál sería la "metáfora de proyecto nacional" de la Argentina de hoy (un poco como aquellas "ficciones orientadoras" de las que hablara Shumway en un libro interesantísimo sobre la Argentina finisecular hace unos cuantos años)?.

Pues bien, creo que más que una metáfora a mí se me ocurrió pensar en la idea de la transgresión (idea que por otra parte, no es mía): el creer que transgredir es absolutamente aceptable. Y esto se ha hecho tan común en nuestra psique, al punto que uno de nuestros ex gobernantes se apropió de la palabreja y la hizo carne con todas sus conductas y en todas sus apariciones públicas. Y de ahí en adelante, tenemos la “transgresión argentina” asentada en nuestra sociedad: se puede –y casi se diría que “se debe”- transgredir. “Las reglas se han hecho para transgredirlas”, y en eso parecería haberse convertido la filosofía de nuestra sociedad: cruzar todos los límites y llevarlos cada vez más allá de lo permitido. Y esto lo ves en todas nuestra conductas: lo ves en los medios de comunicación, lo ves en el lenguaje utilizado, en los usos y costumbres, en el trato diario, en la violación de absolutamente todas las reglas de convivencia...

Soy absolutamente escéptica de nuestro futuro como país, como verás... Me pregunto –y te pregunto- si Australia, en algún futuro, seguirá un camino así. Lo llegaremos a ver? Llevará más tiempo pero tarde o temprano eso llegará a estas cosas? Pero en fin, quizás no lo veamos nunca o quizás no lleguemos a verlo con la insolencia y grosería con que se da en Argentina... El “laboratorio argentino” es único y creo que produce para exportar, como bien se deduce de tu comentario sobre el partido...

Un saludo,.
EMAMAE

 
At 9/26/2007 06:37:00 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

mirá, a mi eso me parece bastante más leve que cuando por ejemplo acá en Europa se ponen a gritarles monos a los jugadores negros....el fútbol siempre atrae a lo peor.

Además imbéciles hay por todas partes. En junio estuve cenando en Paris en un lugar de super lujo, esos que te slaen mínimo 500€ la cena. Al lado nuestro se instala un grupo de banqueros ingleses, de 30-35 años, festejando algo. En kilombo que armaron fue increible. El colmo fue cuando a uno se le cayó la servilleta, el mozo se la levanta, se la lleva y le trae otra en una bandeja de plata. Se empezaron a burlar del mozo, a imitarlo, etc. Fue todo un espectáculo, porque los querían echar pero no se querían ir. Nos rebajaron el 50%.

No sé, a mi personalmente no me importa mucho que hacen mis compatriotas, yo soy yo. Pero si me fuese a "avergonzar" por algo sería por cosas más graves, tipo que el aborto todavía es ilegal, la cantidad de mujeres que mueren en abortos clandestinos, los nenes mendigando por la calle, la bola que todavía le dan a la iglesia, todas esas cosas por las cuales por lo menos acá en Europa nos miran como primtivos. Desubicados que arman kilombo en el fútbol hay en todas partes, nadie te va a mirar mal por eso. Y por lo menos los argentinos muchas veces son cómicos, por ejemplo cuando se pusieron a cantar. No que no entienda lo que querés transmitir con tu post, eso solo que justo el ejemplo del fútbol...pasa en todas partes y culturas.

 
At 9/26/2007 09:34:00 p. m., Blogger Guille dijo...

A ver... comentarios:

- Debe entenderse que lo que pasó en el partido es sólo una excusa, ingenua, casi simpática, que todos entienden, para introducir un conflicto. Pero el asunto está lejos de quedarse ahí.

- Por otro lado, como decía en el post anterior ese conflicto esta más cerca de lo subjetivo que de lo objetivo, porque al fin y al cabo lo objetivo no existe. Y mi grado de saturación con estas conductas tiene mucho que ver con el análisis.

- Y finalmente tomo de Paula la palabra "generalización". No estoy muy seguro cuanto de eso hubo en los comentarios. Pero yo cambiaría de plano, y me iría de la retórica a las matemáticas, donde tengo más armas. Yo diría que éste es un problema de probabilidades. Mi punto es: si se toma una muestra en un grupo de argentinos uniformemente distribuidos, sea donde sea que esten, la probabilidad de presenciar transgresión y violencia es demasiado alta para ser aceptable a mis limites de tolerancia.

Saludos.
G

 
At 9/27/2007 05:10:00 a. m., Blogger Florcy dijo...

Coicido con la mayoria de los que hicieron comments. A mi tambie me pasa, que idealizo argentina, o incluso pienso la diferencia que hay entre buenos aires y el lugar donde vivo es casi nula, no existe.
Claro que esto debe ser algun proceso mental, porque la verdad es que cada vez la Argentina mental creada por mi difiere más de nuestra Argentina real
Saludos

 
At 9/27/2007 10:09:00 a. m., Blogger Los Marge dijo...

Lo del fútbol puede ser una excusa, pero es verdad que hay grupos de argentinos que se transforman cuando juegan o cuando lo miran. Yo tuve oportunidad de verlo en el mundial último cuando nos juntamos un grupo en una confitería de Sherbooke, Québec, a mirar el partido, era gente que yo conocía muy seria, simpática, que cumple con un mínimo de cortesía pero que en ese momento estaba totalmente transformada.
Saludos
Alejandra

 
At 9/27/2007 06:19:00 p. m., Blogger Lucas Nam dijo...

Hola Guille,
Coincido con vos en el mensaje. Creo que el ejemplo no es el mejor, porque el futbol no atrae lo mejor de lo mejor (en ningun país y mucho menos en Argentina). Cantar y saltar, y gritar esta bien y creo que es una de las cosas que me gusta de los argentinos... la manera de alentar, de celebrar. Pero obvio, todo tiene un límite. Creo que tu post se refiere más al transgredir las reglas, al, como vos decís, no importar el otro, a como dice EMAMAE, el transgredir. Además está esa extraña masificación que se produce cuando un grupo de argentinos se juntan.
Siempre decíamos entre los argetninos en Vietnam, un poco en serio un poco en broma, que era una suerte que fuesemos solo 5 o 6 en todo el país, porque si fuesemos más de 10 ya empezarían los problemas.
Hoy postee en mi blog, un articulo diferente, pero relacionado con lo que vos traes a la mesa. En Rosario, pintaron una escultura de Olmedo que habían instalado no hace mucho. Yo me preguntaba por que eso no ocurre en países como Australia o Singapore, y si en nuestros países latinoamericanos. Que es el que nos hace tan diferentes? Yo creo que todo pasa por un problema de educacion, y de respeto.
Problemas similares veo ahora en Cambodia, donde obviamente la educación es aún mucho peor que en Argentina. No hay un sentido comunitario, un respeto por el otro o por las cosas del otro.
Por otro lado hay un sistema que funciona. Leyes claras con penas que se hacen cumplir. En argentina hay una cultura del 'esta todo bien!', no me jodas... no te calentés... que lleva a la mediocridad absoluta.
Y si... a mi tambien es lo que me molesta cada vez que voy a
Argentina. Ojo... hay mil excepciones y creo que hay posibilidades de cambio, pero ese cambio tiene que empezar desde abajo, desde la educación elemental.

Un abrazo
Lucas

 
At 9/27/2007 10:35:00 p. m., Blogger Sir Phantom dijo...

Me paso lo mismo en Gales en el 2002 antes del mundial.

Cantitos contra los ingleses, bandera diciendo: "Don't Cry for Me England", y hasta un subnormal que se bajo los pantalones y les mostro la cola a los galeses (cabe aclarar que eramos 300 argentinos vs. 50mil galeses). Si se armaba yo le pegaba al que provoco todo.

Lo peor es que los galeses fuera del estadio venian y me saludaban con toda la buena onda. Eso que los hinchas de Cardiff City no son los mas buenitos del futbol ingles (juegan en esa liga).

Me dio verguenza la ignorancia y el comportamiento. Es por eso que evito juntarme en grandes grupos de argentinos. Estoy generalizando, si puede ser. Ahora prefiero no junterme y perderme de conocer a un par de personas que de tener ese gusto amargo al observar este tipo de comportamientos.

Excelente el post.
Nico

 
At 9/28/2007 04:21:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

La verdad que nada que ver este post, se hacen comparaciones irrelevantes. Yo me doy cuenta que uds son de clase alta, no? comer en un restaurant super fino frances etc etc, trabajan de camisa y corbata etc pero recuerden que si se compara la gravedad de lo que se esta discutiendo aqui con problemas sociales en este pais que realmente son muy fuertes como el caso de la drogadiccion, alcholemia y sin ovidarnos de los aborigenes. Pero bueno me da mucha pena que se larguen a comentar sin haber estado esa noche ahi, es mas en el estadio hubo 71.105 personas esa noche, si hablamos de promedios entonces no esta mal el comportamiento de los supuestos problematicoa Argentinos , no?
Otra cosa, no sean tan estructurados por que a veces lo mejor de la vida es lo mas simple.
Guillermo lo siento por la perdida de tu madre. Yo te aconsejo de fuamte un porrito de vez en cuando asi te tomas todo tu entorno con mas calma, acordate que la vida es simplemente un viaje no una destinacion.
Aguanten los borrachos del tablon y los Melbourne Victory.
Un abrazo

 
At 9/28/2007 05:29:00 a. m., Anonymous andres locatelli dijo...

Este tema es uno de los mas hablados en nuestros asados con otros argentinos en barcelona.
Porque sera que en este tema en especial, la mayoria de nosotros somos tajantes?
Yo, me identifico 100% a lo que contas, pero es que me encuentro muchas veces con otros que opinan totalmente al contrario. Si hablas de corrupcion, de pobreza y de tantos otros problemas argentinos, las cosas son distintas, es comoq ue lo vemos con distintos tonos de grises, algunos las hemos vivido de mas cerca y otros de mas lejos, creemos que es muy grave o semigrave
Pero con el tema futbol+quilombo+falta de respeto+cagarse a puñetes...es que o lo ves como cabernicola o te parece que esta bien, te entretiene y es pintoresco.
El otro dia veia en tv una nota de cqc en la previa de un recital en bs as y aunque no era futbol, veia esa gente en ese estado y actuando de esa manera...y la sentia tan lejana a lo que soy, como siento lejano a un arabe preparado para explotar la bomba que tiene atada al cuerpo.

 
At 10/04/2007 01:46:00 a. m., Blogger Gera dijo...

Lo bueno, y en mi opinión, es que la argentinidad no es solo eso. Nosotros crecemos en una sociedad y por suerte cada uno tiene su propio modo de pensar.

Para mi la argentinidad son los abrazos a un ser querido, el beso hasta a los amigos varones, el asado, el comer los domingos en familia y muchas cosas mas de las buenas.

Nunca me identificare con la otra argentinidad, no me siento parte de ello. Pero es verdad, igualmente se siente mal cuando ves a un argentino mandandose alguna en tierra extranjera.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home