10 julio 2009

En Londres

Este es el último capítulo de los 8 pertenecientes a Aventuras en Europa

Llegué a Londres una noche de Martes. Antes de llegar tuve que hacer migraciones, comprar libras esterlinas y cambiar el adaptador CNJ de tensión alterna que venía usando en la comunidad europea por los NCO utilizados en Inglaterra. Después de haberme movido por Europa como si fuera un solo país, los ingleses me la hicieron un poco complicada.


Y para mi estadía en Londres cometí 2 errores en la planificación .

El primero fue subestimar que tanto más cara es la capital inglesa respecto de otras capitales europeas. Me di cuenta de eso cuando llegué al hotel.


Para las estadías había pagado por Internet hoteles de 65 a 80 euros la noche. Eso me daba acceso a hotelitos sencillos, prolijos y centralmente ubicados en las capitales europeas. Cuando vi lo que me tocó por ese dinero en Londres, me di cuenta que había cometido un error. Si bien el exterior no daba ninguna pista para sospechar de nada extraño, mi habitación estaba en un tercer piso por escalera. Luego cuando entré a mi habitación vi que el único lugar para apoyar la valija era arriba de la cama, que era lo único que habia adentro de la mini-habitación, puesta a presión. También había un minúsculo baño, que era mas incómodo que el baño de un avión. Todo de un aspecto bastante desagradable, además de que el piso parecía tener una ligera inclinacion. Pero ya estaba pago y no iba a pasar mucho tiempo despierto en la habitación, así que me quedé.



El segundo error fue no haber hecho los deberes para la llegada, como lo hice en las ciudades latinas. Supuse que la forma de orientarme para llegar desde el aeropuerto hacia el hotel iba a ser mas que obvia, pero no fue así. Cuando llegué casi a media noche al aeropuerto internacional de Luton que está a 51 km del centro de Londres, y que no tiene estación de tren incorporada, la cuestión no fue sencilla, mayormente por la hora y la ausencia de gente que pudiera informarme.


Ahí fue cuando Isabelle apareció, y viéndome perdido, intentando orientarme y encontrar mi camino a Londres, decidió rescatarme. Y durante una hora se ocupó de llevarme por buses, conexiones y trenes hasta depositarme sano y salvo en el centro de Londres.

Isabelle divide su vida entre la locución de comerciales para radio y su actividad como camarera en un pub londinense. También divide su vida, como muchos otros ingleses, según me enteré, entre vivir en Berlín y trabajar en Londres, para poder hacer una diferencia.



Caminé mucho por la ciudad y, por supuesto, tomé muchas fotografías.


En época de preparación para la navidad, por momentos me pareció estar caminando por New York. No sólo por el frio, sino por el estilo de las tiendas, las calles y la gente.

Por supuesto, no pude evitar ir a las famosas jugueterías Hamleys y comprar algo para los chicos.

La ciudad en general me presentó una faceta muy señorial.



Y realmente me sentí a gusto caminando por las calles londinenses. Debe ser porque desde que llegué a Australia he desarrollado un aprecio especial por los ingleses. Y no, no es por la razón que algun lector muy imaginativo estará pensando...

En Australia la proporción de inmigrantes ingleses es no despreciable, y durante estos años me ha tocado interactuar con muchos de ellos. Y lo remarcable es que ninguno de ellos me decepcionó, contrastando ampliamente con los australianos. Todos los ingleses que he conocido me parecieron intelectualmente rápidos, bien educados, confiables, saben de lo que hablan, con chispa, y tienen un estilo mucho más refinado que el local.

Sea como sea, equivocado o no en mi percepción de las diferentes nacionalidades, el hecho es que me puedo conectar fácilmente con un inglés (o inglesa !), y eso hizo que me sintiera mucho más a gusto en su capital.


Caminé por parques...


Pasé por la casa de las Islas Malvinas ...




Y en la tienda de un museo me encontré con una armadura sorprendente. ( Y lamento no haber tomado una foto de costado para mostrar claramente la proporción de la protuberancia ). No se si el muchacho que la usaba realmente salia a luchar con mucha pasión, o todo era para mandarse la parte y destruir moralmente al adversario.


Y pasé por el famoso Piccadilly Circus ( que tantas veces leí en mis libros de aprendizaje de Inglés sin entender de que corno estaban hablando )


De todas las capitales europeas visitadas en este viaje (Ámsterdam, Helsinki, París, Roma, Berlín y Londres), ésta es la que se llevó mi preferencia si tuviera que elegir una de ellas para vivir.

La selección de fotos estará acá: Fotos de Londres

Era viernes y hacía 3 semanas que había salido de Melbourne. Después de pasar a través de los más demandantes controles de aeropuerto que vi en mi vida ( nunca había tenido que pasar mis zapatos por una máquina especial para ellos), y de gastar las últimas libras en cualquier cosa, ya estaba listo para abordar el avión hacia Hong Kong. Desde allí tomaría luego el avión que me llevaría finalmente a casa …



14 Comments:

At 7/10/2009 11:08:00 p. m., Blogger A. P. dijo...

:)

 
At 7/11/2009 10:21:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Grandioso, Londres es una de las ciudades que mas me gusta, junto con el norte de Europa.

¿Pasaste x el tunel que la conecta con Paris?

Muy buenas fotos, felicitaciones.

Javier-arg

 
At 7/11/2009 03:36:00 p. m., Anonymous Helena dijo...

Me gusta leer tus blogs y los encuentro interesantes, pero, habiendo visto fotos de tu esposa, que es muy buena moza, no veo la necesidad que tienes de poner fotos de mujeres, a veces lijeras de ropa en tus reportes.
Por supuesto que pienso como vieja, pero lo veo como una falta de respeto a tu esposa.
Me parece que eso es el "trade mark" del tipico argentino "baboso".
Espero no ofenderte, solo te digo mi parecer.

Cheers,
Helena

 
At 7/11/2009 03:39:00 p. m., Blogger Guille dijo...

Helena,
Im so sorry, pero no puedo eliminar alguna de las caracteristicas centrales del personaje, sin destruir la sustancia del relato...

No Javier, no pase por el Eurotunel...

 
At 7/12/2009 03:20:00 a. m., Anonymous Montse dijo...

Estoy muy de acuerdo con lo que opinas de los ingleses, además tienen un humor negro que me encanta.
londres es una de las ciudades que más me atraen para vivir, lo único negativo que la encuentro es que es carisisisisima de la muerte.
Y por fin Guille has terminado de contarnos tus aventuras europeas.

 
At 7/12/2009 04:13:00 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Leo tus entradas muy a menudo. Me han servido de mucho, principalmente para comenzar a ver Australia de otro modo. A tal punto que decidí cambiar de Québec a Melbourne. Estoy ahora mismo en el proceso de elaboración del informe para el RPL de la ACS, estoy seguro que sabes de que se trata.

Sin embargo me invade una duda, después de leer tus últimas entradas no puedo dejar de notar una especie de percepción negativa, muy sutil, sobre Australia.

Quizás estoy equivocado y esa es la duda que me gustaría que me aclararas. Quisiera que, de estar en lo cierto, me dijeras si esa decisión que tomó el Guillermo de hace unos años atrás aún sigue siendo la mejor que ha tomado en su vida y cuáles son las razones, hoy por hoy.

Gracias de antemano por tu respuesta y (aunque suene extraño) por todas tus entradas. Sé que no los escribes con la intención de que te agradezcan, pero no puedo ocultar el hecho de que éstos me han servido de gran inspiración, y estoy seguro de no ser el único.

Kristian.

 
At 7/12/2009 07:41:00 a. m., Blogger Ariel dijo...

Muy lindo londres, excepto, claro cuando uno encuentra a los agentes migratorios de mal humor o aburridos, uno tiene que tener bastante suerte de que no lo deporten con las preguntas tontas que hacen, es mi unica queja de londres!

 
At 7/12/2009 09:35:00 a. m., Anonymous Ashiku dijo...

Pero no entendí. ¿Viven en berlín y trabajan en Londres? ¿cómo es eso? Son como 1000 km, cómo se las arreglan? Y por qué Berlín?

 
At 7/12/2009 11:20:00 a. m., Blogger Guille dijo...

Kristian: me estas transfiriendo mucha responsabilidad, y realmente no quiero estar en el lugar de modificador de decisiones tan importantes. Por favor, evalua tus opciones en funcion de tus propias percepciones.

Ciertamente, en lo personal la decisión fue muy acertada, y hasta tardía. Tendría que haber venido acá mucho tiempo antes.


Ashiku: Londres en muy cara, Berlin muy barata, y el pasaje en avión es regalado...

 
At 7/12/2009 03:58:00 p. m., Blogger A. P. dijo...

Q buen final para tu viaje :)

 
At 7/13/2009 05:18:00 a. m., Anonymous Ashiku dijo...

¿¡En serio!? Qué raro... ¿Y todos los días viajan? Perdoná si mis preguntas suenan a campesina pero es que casi casi lo soy..., bah, sí, lo soy jajaja

 
At 7/15/2009 07:11:00 p. m., Blogger Sir Phantom dijo...

Tengo que poner el grito en el cielo aca!!! ;-)
Luton es de los mejores aeropuerto en Londres (Despues de City). Es verdad que la estacion de tren no esta pegada, pero tenes un bus que te lleva en 10min.

Me huebieses avisado e ibamos por una pinta y te tiraba unos tips de que es lo que tenias que ver durante tu estadia.

Saludos
Nico

 
At 7/15/2009 10:09:00 p. m., Blogger Guille dijo...

Ashiku: entiendo que hacen fines de semanas largos en su casa en Berlin, y comprimen los dias de trabajo en Londres, acomodandose donde pueden...

Hola Nico!. Evidentemente Isabelle me llevo por el camino largo...

 
At 7/16/2009 11:00:00 p. m., Blogger A. P. dijo...

por qué sería?? conociendo las rutas q la llevaría a escoger la más larga?

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home